Buscar

BAUTISMO CON EL ESPÍRITU SANTO Y HABLAR EN OTRAS LENGUAS


Nuestra amada Iglesia de Dios sostiene en su principio doctrinal número ocho “En el bautismo con el Espíritu Santo, subsecuente a la limpieza del corazón”. Este bautismo, se considera la tercera obra de gracia que Jesucristo hace en el creyente a través del Espíritu Santo. Para la IDD, este acto, es el empoderamiento que recibe el creyente para cumplir la Gran Comisión. Además, el bautismo con el Espíritu Santo, cobra un carácter comunitario, porque rompe el parámetro del yo, para establecer un nosotros. Es decir, el Espíritu obra en el creyente para edificar a la iglesia y comunidad.


En este sentido, para comprender el Bautismo con el Espíritu, es necesario analizar los fundamentos bíblicos de este mismo. Primero, en Hch. 1:3-5, se encuentra el mandato de Jesucristo, quien resucitado y glorificado envía a los discípulos, esperar la promesa del Espíritu Santo, para predicar el evangelio. Segundo, en Hch. 1:8, es visible el propósito del bautismo con el Espíritu Santo; dar testimonio de Cristo en Jerusalén, Judea, Samaria y hasta lo último de la tierra. Este mandato, tiene una implicación universal; puesto que no se limitaría únicamente a un lugar, sino a todo el mundo conocido y por conocer.


Tercero, en Hch. 2:4, se encuentra el relato de las 120 personas que fueron bautizadas con el Espíritu Santo, en el día de Pentecostés. Finalmente, los efectos visibles del bautismo con el Espíritu en los creyentes fueron: evangelización, vida en comunidad, fe genuina y testimonio de Cristo. Ahora bien, la IDD considera el hablar en otras lenguas, según el Espíritu dirija a la persona, como la evidencia inicial del Bautismo con el Espíritu.


La glosolalia (lenguas angelicales) es señal de la universalidad del bautismo; cabe mencionar que esta experiencia no es solamente para un grupo determinado de cristianos, y tampoco exclusivamente para los pentecostales, sino para todos los creyentes que han confesado a Jesús como el Cristo dentro del cristianismo global. Así como el hablar en otras lenguas es la señal del Bautismo en el Espíritu Santo como experiencia personal, la práctica del amor es la señal del mismo Bautismo como experiencia comunitaria.


La glosolalia y el bautismo en el Espíritu Santo siempre irán de la mano, la glosolalia es la manifestación que evidencia el bautismo en el Espíritu y son muy difícil separarlos. Sin embargo, los creyentes nunca deben ser animados a buscar una "experiencia de lenguas" sino la plenitud de la presencia y el poder de Dios en sus vidas... los pentecostales no enseñan que las lenguas son la única evidencia del bautismo del Espíritu. De hecho, ellos ni siquiera enseñan que es la evidencia más importante. Simplemente creen que ésta es la evidencia física inicial (primera) del bautismo en el Espíritu Santo, en armonía con el modelo bíblico, que se ve reflejada en el amor a Dios y al prójimo (Sims. 1996. p. 123).


Por tanto, es deber de todo cristiano buscar fortalecer su relación con el Señor, procurar una vida en santidad y permitir que Jesucristo derrame y empodere con el Espíritu Santo, al creyente. No hay una fecha o método para recibirlo, pero sí hay una plataforma conocida como santidad, en la cual se ha de derramar el Espíritu de Dios sobre todo creyente.


Autor: Rene Orlando Ramos Monzón

Revisor: Esdras Calel

Diseño y publicación: Esdras Calel

408 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
Suscríbete a SOYIDEC y recibe las últimas noticias en tu email

Iglesia de Dios Evangelio Completo de Guatemala

Todos los derechos reservados.

7 av. 32-31 zona 11 Las Charcas. 

Tel. 2476-7075

© SOYIDEC
  • telegram-512
  • Instagram
  • Facebook icono social
  • YouTube
LOGO IDEC2019-02.png