top of page

No basta sólo con soñar



Hace mucho tiempo leí esta frase “cumple todos tus sueños, así tardes mucho tiempo, así tengas miles de obstáculos, así pienses que ya no vas a poder más, pero nunca te des por vencido. Por qué algún día tus ojos verán lo que tanto soñaste y por lo que tanto te esforzaste”. Desconozco el autor, pero sin duda alguna es uno de esos post de redes sociales que te motiva y anima a no perder la esperanza en los sueños que tenemos.


Esa publicación, además de motivarme, me hizo recordar la historia de José, hijo de Jacob. José tenía un don muy particular; Dios le mostraba a través de sueños las cosas que sucederían en un futuro, sin embargo, no todo fue fácil para José, a pesar de tener un don maravilloso, el camino para que los sueños se cumpliesen nunca fue fácil.

José fue vendido como esclavo, por sus propios hermanos (Genesis 37:19-20). Fue vendido como esclavo y terminó incluso encarcelado. A pesar de todo esto la escritura dice en Genesis 39:20-21 que aún en la cárcel, el Señor está con él y dejó de mostrarle su amor. Los sueños pueden llenarnos de ilusión y esperanza por aquello que no hemos alcanzado, pero nada nos asegura que el camino esté libre de obstáculos.


Que este nuevo año todos los sueños que tengas en el corazón estén inspirados por el Señor, que los haga prosperar conforme a sus propósitos. Iniciar el año escolar, una carrera universitaria, un proyecto, emprender un negocio, liderazgo en tu iglesia local, o el objetivo que te hayas planteado lograr. Recuerda Dios está de tu lado.


Para cumplir sueños es necesario trabajar duro, luchar, madrugar, o dormir poco, dar la milla extra, llegar un poco más allá de lo que los demás lo hacen, el camino no es fácil y el peso no es tan ligero en ocasiones, pero quiero animarte, así como Dios a Josué. Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas (Josué 1:9).


Todo depende del Señor, incluso nuestros sueños y objetivos, pero de nuestro lado toca esforzarnos cual guerrero y luchar en contra de las tempestades, valientes hacia la meta que hemos puesto en el corazón. Puede que tarde un poco o mucho, pero aquel que nos amó y nos ama, está de nuestro lado.


Por más alto que parezca tu sueño, en el Señor todo es posible si puedes creer, pero no basta solamente con soñar, ponte las pilas y camina hacia la meta, inicia con poco, firme y mantén la constancia de tu lado seguramente llegaras a la meta.


 

Colaboradores:

Autor: Dany Hernández

Revisión y Redacción: Jaqueline Martínez

Gestión: Deisy Lara

Diseño: Josué Guzmán

Publicación: Jenniffer Lara

657 visualizaciones1 comentario

Artículos Recientes

bottom of page