• SOYIDEC

Reeducar - EcoChallenge


Objetivo: mediante los 7 días, se presentará una tesis para cada día con el fin de reeducar la Generación Emergente sobre la creación o medio ambiente. Las 7 expresiones de la creación


Las 7 tesis:

1. La creación es una expresión de la gracia de Dios


1.1. Descripción

Antes de la creación del universo no existía el universo, solamente la dimensión sobrenatural en la cual habitaba Dios, sus ángeles y otros seres sobrenaturales. Y de pronto Dios, decidió crear el universo, crear las galaxias, crear el sistema solar, crear el planeta tierra y crear los seres humanos.

Fue por mera voluntad propia, nadie le dijo que lo creara, nadie lo obligó; sencillamente se lo ocurrió crear como un Sumo Arquitecto. Fue por su favor inmerecido, fue por su plena gracia en darnos un hábitat extraordinario, el cual al final nos beneficiaría para la supervivencia. Por lo tanto, deberíamos de estar agradecidos todos los días con Dios por darnos un lugar en el cual podríamos vivir y sobrevivir (1ra Tesalonicenses 5: 18). Y así, la creación es una expresión de la gracia de Dios hacia nosotros.


2. La creación es una expresión de vida de Dios (Salmos 104: 29 - 30)


2.1. Descripción

En el libro de Salmos 104: 29 – 30, el salmista revela que es Dios mediante su Espíritu el que crea, quita o da vida a la creación. Toda la creación enfrasca el aliento vital de Dios, es por esa razón que la creación vive; y sin ella la creación muere y deja de ser. Es por Él que todo se mueve y respira a su manera. Por su causa, la creación es una expresión de vida porque en ella está enfrascada el aliento de vida de Dios, la cual también la renueva. De esta manera, como diría un autor: “…mediante el poder y potencial de su Espíritu, el Creador mora en su creación, la anima, la sostiene y la guía hacia el Reino de Dios escatológico” (Moltmann, 1985, pág. 14).


3. La creación es una expresión de sustento de Dios (Génesis 1: 29 – 30)


3.1. Descripción

Según el relato de Genesis 1 y 2, Dios creó el planeta con sus elementos necesarios, los cuales no solamente servirían para adonar el mismo; sino primordialmente para darnos sustento.

Vemos que desde el primer día hasta la séptima de la creación Dios creó el sol, la luna, las estrellas, las nubes, el cielo, la noche, el día, las plantas, árboles, bosques, los océanos, la tierra seca, animales terrestres y marinos de todo género y por último el ser humano; cada cosa con su función y propósito.


Dios mediante su sabiduría y poder, preparó el hogar adecuado con sus respectivos elementos; con el fin de que los seres humanos pudiesen sobrevivir, y asimismo ser sustentados. Sin ninguno de estos elementos anteriores no podríamos sobrevivir en él. Por esta razón, la creación es la expresión de sustento de Dios.

4. La creación es una expresión de comunión de Dios (Hechos 17: 28ª)


4.1. Descripción

Moltmann (1985) escribió una vez: “todo existe, vive y se mueve en los demás, en el otro, con el otro, para el otro, en las interrelaciones cósmicas del Espíritu (pág. 12). Asimismo, en el libro de los (Hechos 17: 28a), Lucas escribe: “Porque en él vivimos, y nos movemos, y existimos”. En otras palabras, mediante el Espíritu toda la creación existe y vive; por esta causa, esta comparte el aliento vital de Dios. En ese sentido, todos estamos en cierto modo unidos por el Mismo.


De la misma manera, la creación está en constante comunión, porque sus elementos son interdependientes y correlacionales. Por ejemplo: el planeta necesita los elementos necesarios, la posición precisa dentro del sistema solar, una distancia meticulosa del sol y el oxígeno suficiente, para que sea un planeta vivo y habitable.


Los seres humanos necesitan ese oxígeno, ese sol, el mar, el agua, la noche, las plantas, los animales y incluso otros seres humanos para sobrevivir y progresar hacia otras generaciones. Si alguna parte de la creación sufre damnificación, toda la creación sufre con ella; porque toda está en una constante comunión. Por corolario, la creación es en cierto modo una expresión de la comunión interrelacional.


5. La creación es una expresión gloriosa de Dios (Salmos 19:1)


Descripción:

(Salmos 19:1), expresa que la creación es una evidencia de sus manos y por efecto el atestiguamiento de su gloria de Dios. Imagínate que nosotros estamos creados por billones de células microscópicas, que cada segundo, millones mueren y millones vuelven a producirse, cada órgano está compuesto por células, cada miembro del cuerpo tiene una función perfecta y especifica. El sol está en una distancia precisa que si se altera la tierra se quema o se congela, el universo es enorme y complejo que tuvo que haber alguien sumamente superior quien lo crease.


Y así pudiese enumerar millares de ejemplos de la maravillosa operación de la naturaleza. Por esta razón, se concluye que la creación es la expresión gloriosa de Dios, no hay otro como él. Quién puede dar vida a un cuerpo humano sino él, quién puede hacer una planta de la nada y quién pudiese hacer un universo como el nuestro sino Dios el Todopoderoso.


6. La creación es una expresión vulnerable de Dios


Aunque la creación sea dada por la gracia de Dios, sea por medio del aliento vital de Dios y sea para nuestro sustento; no significa que sea inagotable, indestructible e invulnerable. Es importante comprender que la creación puede ser explotada por los intereses egoístas, lujurioso y lucrativos del hombre. Desde el siglo XIX, la creación ha experimentado la crisis ecológica por causa del insaciable e incontrolable industrialización de los hombres.

Desde la contaminación de una gran parte de las aguas frescas, de la atmosfera, de los océanos y partes de la parte terrestre. Las deforestaciones, explotación de minerales, más de 5,200 especies de animales en peligro de extinción, los drásticos cambios climáticos los cuales han generado desequilibro en muchas partes del mundo, y la injusta contribución de los recursos de la tierra, tales como la comida, la ropa, un hogar, etc.


7. La creación es una expresión humana


Dios en Génesis (1 – 2), le dio un mandato importante al hombre en cuanto a su creación, que la trabajase y la guardase. Dios en su plan original tenía en mente que los seres humanos sean sus colaboradores bajo su gobernanza en la administración de la creación. Sin embargo, el hombre por una decisión egoísta e interés de ser sus propios dioses, rompió esa relación y colaboración. No obstante, a pesar de ese acontecimiento lamentable, Dios nos brindó mediante su gracia una nueva oportunidad de reconciliar esa relación rota a través de Jesucristo.


Y ese eres tú, joven, mediante el cual Dios desea todavía llevar a cabo su plan original. La creación es una expresión humana porque es nuestra responsabilidad como hijos de Dios de cuidarla, administrarla en justicia y crear conciencia al mundo. ¡Seamos luz para la creación!

165 vistas

Iglesia de Dios Evangelio Completo de Guatemala

Todos los derechos reservados.

7 av. 32-31 zona 11 Las Charcas. 

Tel. 2476-7075

  • IG IDEC
  • IDEC FB
  • White YouTube Icon